EL MAS GRANDE

sábado, 16 de abril de 2011

Era un hombre más grande que un jilgero
y más fuerte que todo el mundo entero
cuando daban las doce en punto
abría una tumba y se comía un difundo
esta bien comer pero no tanto
y hay que saber respetar el campo santo
cuando las ganas de comer aprietan
ni a los vivos ni a los muertos se respetan!!!

Navegador de Paginas